admin

Una expedición botánica en Medellín

Por admin en Febrero 26, 2019 , No hay comentarios

• Este año, Expediciones es el tema de conversación que los Eventos del Libro de la Secretaría de Cultura Ciudadana de Medellín propone a la ciudadanía.

• El sueño de que Medellín viva una Fiesta del Libro eterna se sigue haciendo realidad, este año además de la 13.ª Feria Popular Días del Libro, la 11.ª Parada Juvenil de la Lectura y la 13.ª Fiesta del Libro y la Cultura, se tendrán las Charlas de la Tarde mensuales y las Fiestas del Libro y la Cultura Comunitarias.

• El lunes 4 de marzo se realizará la segunda Charla de la Tarde. Será una expedición botánica a la variedad de plantas que se encuentran en el Hospital San Vicente Fundación, con el acompañamiento del científico Ricardo Callejas Posada.

Este año los Eventos del Libro continúan haciendo realidad el sueño de que Medellín viva una Fiesta del Libro eterna. En enero se realizó la primera Charla de la Tarde en alianza con el Hay Festival Medellín, donde Sabrina Duque conversó con el director de los Eventos del Libro, Diego Aristizábal, sobre los viajes que uno emprende como una expedición para conocer el mundo.

La segunda Charla de la Tarde del año, Expedición botánica en Medellín, una conversación con las plantas, será un recorrido guiado por el hospital San Vicente Fundación. Durante la Charla de la Tarde los expedicionarios tendrán la oportunidad de descubrir la riqueza arbórea de este lugar de la ciudad, conocido además por su arquitectura e historia.

El recorrido será guiado por el doctor en Ciencias Biológicas de la City University Of New York y docente de la Universidad de Antioquia Ricardo Callejas Posada. La cita es a las 5 de la tarde del próximo lunes 4 de marzo. Las personas interesadas en asistir podrán ingresar al Hospital por la portería principal, ubicada sobre la Avenida Juan del Corral, diagonal a la Facultad de Medicina de la Universidad de Antioquia.

Sobre esta segunda Charla de la Tarde, el director de los Eventos del Libro expresa lo siguiente:

Quiero invitarlos de manera muy especial a nuestra segunda Charla de la Tarde, con el maestro Ricardo Callejas; va a ser una expedición botánica en Medellín, una conversación caminada con este maestro que conoce muy bien cada una de las plantas de nuestra ciudad. Además elegimos el Hospital San Vicente por ser una de las zonas más diversas en especies de árboles. A lo largo de este recorrido, de esta expedición, van a enamorarse cada vez más de esos árboles, tan necesarios en nuestra ciudad. Creo que hace parte de la experiencia que queremos que ustedes vivan en las Charlas de la Tarde, que vivan la ciudad de una forma distinta, se apropien de ella y la conozcan mucho mejor, así que nos vemos este 4 de marzo, en el Hospital San Vicente Fundación”. 

Los Eventos del Libro son encuentros ciudadanos que año tras año promueven la celebración de la palabra en sus diferentes formas y manifestaciones, y que hacen parte del Plan Ciudadano de Lectura, Escritura y Oralidad, En Medellín tenemos la palabra. Invitamos a la ciudadanía a programarse con cada uno de estos encuentros: 13.ª Feria Popular Días del Libro, 18 y 19 de mayo; 11.ª Parada Juvenil de la Lectura, 6 al 7 de julio; y 13.ª Fiesta del Libro y la Cultura, 6 al 15 de septiembre. Además, invitamos a abrazar a quien será el personaje invitado de la literatura universal del Cuentico Amarillo, Moby-Dick, a propósito de los 200 años del natalicio de su autor, Herman Melville. 

Eventos del Libro es un proyecto de la Alcaldía de Medellín en asocio con la Biblioteca Pública Piloto.

Información para periodistas 

Jonatan A. Cuadros Rodríguez
Coordinador de Comunicaciones Eventos del Libro 
Celular 312 841 3552
comunicaciones1@fiestadellibroylacultura.com

read more
adminUna expedición botánica en Medellín

Una ciudad de libros en el centro de Medellín

Por admin en Febrero 12, 2019 , No hay comentarios

Por: Vanessa Villa Muñoz

A Jose el destino lo eligió como librero. Hoy, cerca de 30 años después de comenzar su primer empleo, esta es una de sus certezas. Pudo haber trabajado en cualquier otro lugar: una oficina de abogados, una empresa de las grandes de la época en Medellín o un banco quizá, pero no. Jose salió del colegio, a los 17 años, para trabajar como mensajero en una de las librerías más representativas de Medellín: la Librería Continental.

Y fue allí donde los libros, aquellos que escogen quién los rodeará, lo eligieron a él. A los 3 meses de estar trabajando como mensajero pasó a la bodega. La fascinación por los libros, entonces, se combinó con la curiosidad por conocer otros mundos, otras formas de leer y de recolectar memorias:

“yo fascinado, porque en la bodega recibíamos libros de Argentina, de España, de México, en grandes cantidades, y a mí me encantaba ver cuando llegaban esos paquetes”.

Más tarde llegó el momento esperado, el de ser vendedor. La Librería Continental, según recuerda Jose, era muy grande y estaba dividida por secciones: Administración, Economía, Filosofía, Literatura Universal, Literatura Colombiana, entre otras. Los libreros de cada sección se volvían conocedores de los temas que, todos los días, tenían que recorrer, recomendar y explorar. A Jose, por casualidad,  le tocó la sección de Esoterismo, que disfrutó mucho por ser una novedad en aquellos años.

De la Librería Continental recuerda con mucho cariño a don Rafael, el dueño y  librero, su pasión por la música y los objetos musicales que siempre fueron símbolo del lugar. Recuerda también que fue allí donde descubrió su gusto por la música y por las estampillas que traían los libros y que coleccionaba con devoción. En su mente también están las casas de los compradores asiduos de los libros: lugares que tenían las bibliotecas más extraordinarias que sus ojos hubieran visto y que forjaron en su mente un recuerdo grato de aquellos días.

Y como quien ya se contagió de la enfermedad de la lectura y del amor por los libros, después de 12 años en la Continental,  Jose eligió, una vez más, el camino de las librerías en su vida, en su oficio, esta vez en otra casa: la Librería Nacional, donde estuvo 11 años. Durante ese tiempo, este librero de corazón eligió la administración como camino y fue lo que estudió en la Universidad, pero nuevamente la vida lo puso en el sendero de los libros y fue así como decidió, junto con su esposa Cielo, abrir una librería, la suya: así nació Librópolis y así se consolidaron Jose y Cielo en la profesión de ser libreros.

Librópolis significa ciudad de los libros. Nombre propicio para una librería que está situada en el centro, el corazón de Medellín y donde han crecido y desaparecido muchas de las librerías simbólicas de esta ciudad, como la Nueva,  La Pluma de Oro, la Continental, la Aguirre, la América, la Dante y la Científica, además de El Acontista, Librería Interuniversitaria y el Centro Comercial del Libro, que siguen con sus puertas abiertas.

Librópolis es un oasis en medio del comercio, los transeúntes y el movimiento propio del centro. Este lugar es atendido por el mismo Jose, quien siempre recibe a los ‘Profes’ o ‘amigos lectores’, como suele decirles, con una sonrisa, un recomendado literario o una nueva historia. Por ello  muchos de los visitantes se han hecho grandes amigos de la librería.

Y para que este oasis funcione, no solo se necesita poesía: una librería es una receta que se compone de pasión, pero que también requiere de  organización, sentido financiero y mucha estrategia, porque no se debe olvidar que también es un negocio. Es así como Cielo y Jose se complementan para que esta ciudad de libros siga en pie, llenando a las personas de libros, de magia y de literatura.

Por lo anterior, Cielo y Jose buscan estratégicamente los libros o editoriales que tengan contenidos sobre lo que se está hablando en la ciudad y se preparan para tener una oferta muy especial para que cada lector pueda llevarse a su casa el libro que busca, o el que lo atrapó, como le dice cariñosamente este librero a una visitante que dejó caer un libro como si el azar los encontrara, los hiciera cruzarse en su camino, porque como afirma Jose

“en este lugar todos los libros tienen su momento”.

Y en la receta de la pasión y la organización, es imposible no mencionar su “Plan separe”, que se basa únicamente en la confianza y la voluntad del lector y el librero. Aquí se puede separar desde un libro y  sin límite de tiempo, lo que hace que a esta ciudad de los libros los visitantes siempre vuelvan por aquel escrito que los enamoró.

En su estrategia también está salir, de vez en cuando, del centro de Medellín, cuando esta pareja de libreros van a visitar a algún amigo o amiga  con recomendados especiales para ellos. Pero su salida más importante es cuando Librópolis se traslada a los Eventos del Libro. Su encuentro ciudadano favorito es la  Feria Popular Días del Libro, porque en palabras de Jose

“es un espacio muy importante para el sector librero y editorial de la ciudad”.

En un futuro no muy lejano, cuenta Jose, planean abrir una nueva librería en otro sector de la ciudad, para seguir llevando la ciudad de los libros a otros lectores y nuevos escenarios. Por lo pronto, Jose y Cielo seguirán al frente de Librópolis en el centro, esa librería que escucha el murmullo de Junín, del Coltejer, el Parque Berrío y que recibe a los lectores en el Centro Comercial Orquídea Plaza, en el Local 118.  

Estos son los libros que hoy recomienda Librópolis, en cabeza de Jose, a nuestros lectores:

  1. Por su amor por el campo: La bendición de la tierra- Knut Hamsun (1920).
  2. Por este libro nace el nombre de Librópolis: La sombra del viento- Carlos Ruiz Zafón
  3. Por ser un clásico: ¿Cuánta tierra necesita un hombre? León Tolstoi
  4. Por ser un gran libro de la literatura colombiana: Germán Espinosa- La tejedora de coronas
read more
adminUna ciudad de libros en el centro de Medellín

25 años de amor por los libros

Por admin en Febrero 12, 2019 , No hay comentarios

Por: Daniela Gómez Tamayo

“Hoy le veo más futuro a las librerías porque creo que las personas leen más y se debe, en parte, a eventos como la Fiesta del Libro y la Cultura”.

Gloria Melo, librera de Al pie de la Letra.

 En una familia en la cual el padre fue maestro y la madre era una lectora fiel, el libro se convirtió en un objeto infaltable del día a día. De ocho hermanos, se puede decir que cinco se dejaron cautivar por la magia de los libros y se quedaron en ese mundo. Los Melo, son hoy, una familia de sangre librera.

Moisés fue uno de los primeros socios y fundadores de la librería Al pie de la Letra, ha trabajado en la editorial Norma y en la Cámara Colombiana del Libro. Jorge Orlando es escritor, periodista, historiador y autor del libro Historia mínima de Colombia, uno de los libros más vendidos de 2018. Patricia es dueña de la librería Exlibris y Gloria y Blanca son hoy las dueñas de la librería más antigua de Medellín: Al Pie de la Letra.

Tras el cierre de la librería América, Al pie de la Letra se convirtió en la librería más antigua de Medellín. Lleva 25 años cautivando y formando lectores, por esto ver crecer a los niños entre los libros es algo común en esta librería. Los hijos de los vecinos del barrio Suramericana, donde se abrió la primera sede, se formaron entre las estanterías de la librería, sus padres los llevaban y les compraban libros; ahora son ellos mismos los que entran, recorren el lugar y escogen por gusto y afinidad alguna novela o libro de su carrera profesional. El paso del tiempo los fue llevando de la sección infantil al mundo de la literatura universal.

Un caso que Gloria recuerda mucho es el de Susana, la dueña de la librería 9 ¾ Bookstore. Ella era una de las clientes asiduas, su padre la llevaba y le compraba libros; después fue creciendo y consolidando la idea y el sueño de crear una librería infantil. Hoy 9 ¾ Bookstore es una de las librerías más prestigiosas y curiosas, por su enfoque infantil, del Valle de Aburrá.

Adicionalmente, Patricia Melo, su hermana, dio sus primeros pasos en Al pie de la Letra.

“Ella siempre me propuso montar un café con la librería y vender cachivaches literarios, pero el tema del café y la repostería no eran lo mío. Ahora ella tiene su propia librería – café”,

recuerda Gloria.

Para las dueñas de Al pie de la Letra cumplir 25 años es un mérito a su labor como libreras y administradoras. Por un lado, como buena economista, Gloria explica que no se puede olvidar que la librería es un negocio, “aunque no da para mucho sí alcanza para vivir bien y proporcionar empleo” y por otro, hacen todo lo posible para que sus clientes se vayan felices o encontrarles lo que quieren.

Por esto, parte de entender que la librería es un negocio, es buscar estrategias para la venta del libro, no solo la del cliente que visita la librería, sino hacer alianzas con empresas para que sus empleados puedan comprar y esto sea descontado por nómina. Esta estrategia funciona muy bien con los empleados del Grupo Sura, quienes utilizan la hora de almuerzo para “lolear” y comprar libros.

Por otro lado, también se debe pensar y fortalecer la librería como espacio cultural. Para ello, las hermanas Melo, realizan Las tertulias literarias el último viernes de cada mes que comenzaron entre cervezas, conversaciones y unas copas de vino entre amigos en el murito de al lado de Al pie de la Letra.

En este tiempo la librería ha abierto y cerrado varias sedes. Inició en Suramericana tras el cierre de la librería La Mesa del Silencio, de allí abrieron un local en el Centro Comercial Oviedo, una sucursal en Bogotá, también en Carlos E. Restrepo, al final, esas sedes fueron cerrando, la única que ha perdurado es con la que iniciaron el viaje de los libros.

Actualmente Al pie de la Letra también se encuentra en el MAMM, sede que lleva tres años y se ha dado a conocer a otros públicos,  como los extranjeros, que gracias al Museo llegan allí. Este nuevo espacio ha dado buenos frutos, por este motivo, Blanca y Gloria esperan que para las bodas de oro las dos sedes sigan abiertas.

 

read more
admin25 años de amor por los libros

El amor por los libros

Por admin en Diciembre 26, 2018 , No hay comentarios

Querido lector:  

El pasado sábado 15 de diciembre hicimos el cierre anual de los Eventos del Libro 2018, en el Parque Biblioteca José Horacio Betancur del corregimiento San Antonio de Prado. Allí, rodeados de 1.000 Libros Libres, que al caer la tarde se fueron con las personas que nos visitaron para recorrer Medellín y seguir esparciendo esa “irremediable y mágica enfermedad llamada El amor por los libros”, como dice Diego Aristizábal, director de los Eventos del Libro, presentamos las principales conclusiones sobre la conversación que tejimos este año alrededor de Las formas de la memoria. 

Quienes nos acompañaron tuvieron también la posibilidad de disfrutar de talleres de promoción de lectura, escritura y oralidad, celebrar los 7 años de este Parque Biblioteca, disfrutar de teatro y reconocer otras formas de leer, gracias a la presencia del Salón de Nuevas Lecturas. 

Lo que vivimos este año en cada encuentro ciudadano de los Eventos del Libro de la Secretaría de Cultura Ciudadana (las 9 Charlas de la Tarde mensuales, las 3 Fiestas del Libro y la Cultura en el corazón de los barrios, la 12.ª Feria Popular Días del Libro, la 10.ª Parada Juvenil de la Lectura y la 12.ª Fiesta del Libro y la Cultura), hace parte de un gran sueño colectivo, que en Medellín respiremos libros por todas partes, un sueño que se hace realidad gracias a ti, a la participación de cada ciudadano en estos espacios para celebrar fundamentalmente la palabra en todas sus formas y manifestaciones. 

Para cerrar este año queremos compartir contigo algunos datos, que creemos, pueden ser un bonito regalo de Navidad para nuestra ciudad, para la ciudad que soñamos y que construimos juntos todos los días. Esperamos que disfrutes de esto que compartimos a continuación, que te motive como a nosotros a seguir trabajando por hacer de Medellín una ciudad de lectores, una ciudad que reconoce en las palabras muchas maneras de vivir mejor.

¡Gracias por hacer parte de la historia de los Eventos del Libro! 

1. Lo primero que queremos compartir contigo son los podcast de las Charlas de la Tarde mensuales. Además de encontrar el audio de cada Charla, gracias al apoyo de Puente Consultorías Culturales, encontrarás también una serie de entrevistas, conversaciones y reflexiones sobre la memoria y sus formas. Te invitamos a hacer clic en la imagen o aquí y comenzar en esta Navidad o en Año Nuevo, un viaje a través del sonido para explorar algunas de las formas que tiene la memoria, sea en la cocina, el arte, la feminidad, las lenguas indígenas, la resistencia, las bibliotecas o el río.  

2. Así hicimos la tarea en los Eventos del Libro 2018

Los Eventos del Libro de la Secretaría de Cultura Ciudadana son una forma de materializar el Plan Ciudadano de Lectura, Escritura y Oralidad. A través de ellos posibilitamos el encuentro de la ciudadanía, la celebración de la palabra y que la mágica enfermedad del amor por los libros se expanda, que en Medellín se respiren libros por todas partes. 

  • En la 12.ª Feria Popular Días del Libro, realizada el 18 y 19 de mayo en el barrio Carlos E. Restrepo, tuvimos este año cerca de 30.000 visitas, destacándose la amplia participación de ciudadanos pertenecientes a estratos socioeconómicos 3, 4 y 2, respectivamente. Además, el 60 por ciento de los asistentes fueron jóvenes entre los 18 y 28 años. En este encuentro los libreros reportaron ventas por $113.297.150. Adicionalmente, el Salón del Libro Infantil y Juvenil salió de la Fiesta para estar en los Días del Libro y enriquecer la programación de este encuentro ciudadano.

 

En la 10.ª Parada Juvenil de la Lectura nos encontramos en la Unidad Deportiva María Luisa Calle, del 14 al 15 de julio. Fueron 16 horas continuas de programación, más de 30.000 visitantes y ventas de libros y productos literarios por un valor de $25.693.000, el doble en ventas con respecto al año 2017. En este encuentro ciudadano, más de 4.000 libros se fueron con los visitantes, gracias a la estrategia Libros Libres de los Eventos del Libro. Adicionalmente, el Salón de Nuevas Lecturas salió por primera vez de la Fiesta del Libro y la Cultura para sumar a la programación de la Parada Juvenil. 

  • Finalmente, en la 12.ª Fiesta del Libro y la Cultura,realizada en la Zona Norte de Medellín, del 7 al 16 de septiembre, recibimos alrededor de 500.000 visitas. Destacamos la participación de 127.394 personas, 20.000 más que en 2017, en la zona Jardín Lectura Viva, corazón de los Eventos del Libro.
  • La Muestra Comercial, conformada por 102 expositores, más la zona de comidas, dejó un estimado en ventas de más de 3.600 millones de pesos.
  • Se hicieron 120 lanzamientos de libros y 91 instituciones educativas, bibliotecas y otras entidades de la ciudad fueron beneficiadas con Adopta a un Autor, estrategia que al finalizar el año permitió que cerca de 16.000 estudiantes y ciudadanos, se encontraran con el autor de la obra que leyeron durante el año.
  • En cuanto a los Proyectos Especiales, conformados por el V Salón de Nuevas Lecturas, el V Salón del Libro Infantil y Juvenil, el IV Salón Iberoamericano del Libro Universitario y el III Salón de Editoriales Independientes, estos tres últimos con programación académica y muestra comercial, lograron ventas cercanas a los 411 millones de pesos.
  • También, desde el área de Proyectos Especiales se realizó el IV Encuentro de Profesionales, que permitió 316 citas de negocios para establecer alianzas e impulsar proyectos editoriales.
  • Frankenstein se paseó por la Zona Norte como personaje invitado de la literatura universal y del Cuentico Amarillo, que contó con una aplicación en la que la ciudadanía, todavía,  puede ingresar al Laboratorio de noviaspara construirle una pareja ideal que lo acompañe en sus aventuras.
  • Por segunda vez en su historia, la Fiesta tuvo un país invitado, México, que llegó a Medellín con una delegación compuesta por más de 50 invitados que participaron en charlas, conciertos, muestras gastronómicas, exposiciones de ilustradores, talleres, entre otras actividades artísticas y culturales. México, además, tuvo una librería que le dio la bienvenida a los visitantes de la Fiesta en el sector de Carabobo, la cual contó con una oferta de 6.000 ejemplares de 37 editoriales mexicanas.
  • Con un total de 110 horas de programación académica, artística y pedagógica, la Ciudad de los Libros abrió sus puertas durante 10 días.

De esta manera, los tres Eventos del Libro más las Charlas de la Tarde mensuales y las Fiestas del Libro y la Cultura Comunitarias o en el corazón de los barrios, permitieron la generación de espacios para el encuentro de la ciudadanía, para la construcción de una mejor ciudad, una ciudad crítica, reflexiva, propositiva, que reconoce en las palabras, en los libros, muchas formas de vivir mejor, de aportar a la generación de confianza y cultura ciudadana. 

3. Sacamos buenas notas en el índice de lectura

  • Encuesta Nacional de Lectura 2017 

En abril de este año se presentaron los resultados de la gran Encuesta Nacional de Lectura 2017, realizada gracias a una alianza entre el DANE, el Ministerio de Cultura, el Ministerio de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones (TIC) y las Secretarías de Cultura de Bogotá, Medellín, Cali, Cartagena y Barranquilla. Allí se conoció que en Medellín se leen en promedio, dentro del grupo de lectores, 6.8 libros al año, por encima del promedio nacional que está en 5.1 libros leídos al año. 

El logro obtenido es gracias, entre otras cosas, a lo que podría denominarse como un engranaje conformado por cuatro elementos fundamentales: un Sistema de Bibliotecas Públicas desplegado por toda la ciudad, con programación permanente que posibilita la conexión de los territorios; una política pública que ha orientado de manera participativa, los procesos de promoción de lectura en la ciudad, el Plan Ciudadano de Lectura, Escritura y Oralidad, En Medellín tenemos la palabra; los Eventos del Libro, que son un manera de celebrar en el espacio público la lectura, permitir el encuentro de diferentes entidades que promueven la lectura en la ciudad y hacer de la lectura un hecho mediático, público y participativo, donde se posibilita el encuentro ciudadano; y finalmente, el trabajo articulado y sostenido en el tiempo de diferentes entidades de la ciudad, como cajas de compensación familiar, bibliotecas populares y comunitarias, librerías y editoriales, fundaciones, que desde sus acciones cotidianas, han posibilitado con el pasar de los años, y de la mano con la institucionalidad, la celebración de la palabra en sus diferentes formas y manifestaciones, a través del acceso a la información, el conocimiento, la lectura, la escritura y la oralidad. 

  • Encuesta de Percepción Ciudadana de Medellín – 2018

El 30 de noviembre, Medellín Cómo Vamos, el programa que hace seguimiento a la calidad de vida en la ciudad, presentó los resultados de la Encuesta de Percepción Ciudadana de Medellín, 2018. De los resultados que se presentaron, quisimos resaltar especialmente aquellos datos relacionados con la lectura, la escritura y la oralidad. 

Con respecto a la pregunta: ¿En cuáles de estas actividades culturales participó en el último año? El 22 % respondió Leer libros, respuesta que se ubicó en el cuarto puesto y presentó un incremento de 5 puntos con respecto al año 2017. Además, cuando se le preguntó a este porcentaje del 22 % cuántos libros leyó en el último año, estos respondieron 5.7 libros en promedio. Si analizamos los datos obtenidos se observa que hay relación entre los datos presentados en la Encuesta Nacional del DANE y la Encuesta de Percepción Ciudadana de Medellín Cómo Vamos,corroborando que efectivamente en Medellín la lectura es un hábito que toma fuerza y relevancia entre sus ciudadanos. 

Otro dato que también nos llena de orgullo y motivación fue la respuesta del 16 % de los encuestados, quienes indicaron que en el último año visitaron museos o bibliotecas de la ciudad, opción de respuesta que más crecimiento tuvo y que presentó un incremento de  6 puntos con respecto al año anterior.

Gráfica tomada de la Presentación: Encuesta de Percepción Ciudadana de Medellín, 2018. Disponible en: http://bit.ly/medellincomovamos2018

Los datos del DANE y de la Encuesta de Percepción Ciudadana de Medellín Cómo Vamos – 2018, nos indican que vamos por buen camino, reconociendo que hay un trayecto largo por recorrer pero que seguir en este propósito tiene sentido, que efectivamente estamos aportando desde la institucionalidad, el sector de LEO, las cajas de compensación familiar, fundaciones y bibliotecas, a hacer de Medellín una ciudad de lectores, una en la que esa irremediable y mágica enfermedad llamada El amor por los libros se haga incontenible, que en esta ciudad se respiren libros por todas partes. 

Feliz Navidad y Año Nuevo

Finalmente, querido lector, no podíamos irnos sin desearte una feliz Navidad y un feliz Año Nuevo, sin agradecerte por hacer parte de la familia de los Eventos del Libro de la Secretaría de Cultura Ciudadana, por hacer posible con tu participación la existencia de este sueño colectivo, por celebrar junto a nosotros la palabra en todas sus formas y manifestaciones. Nos vemos en 2019 con más historias, conversaciones, libros, lecturas, risas y sueños, nos vemos el próximo año para seguir expandiendo la magia del amor por los libros. 

Información para periodistas 

Jonatan A. Cuadros Rodríguez
Coordinador de Comunicaciones Eventos del Libro 
Celular 312 841 3552
comunicaciones1@fiestadellibroylacultura.com

read more
adminEl amor por los libros

La Fiesta del Libro y la Cultura en el corazón de San Antonio de Prado

Por admin en Diciembre 6, 2018 , No hay comentarios

• Este 15 de diciembre se realizará la tercera y última Fiesta del Libro y la Cultura Comunitaria del año en el corregimiento San Antonio de Prado.
• El Parque Biblioteca José Horacio Betancur será el lugar para este último encuentro de los Eventos del Libro.
• Como parte de la programación, los asistentes tendrán la oportunidad de liberar cerca de 1.000 libros, que podrán llevarse a casa para compartir con sus familias, amigos y vecinos.
• En este encuentro se presentarán las principales conclusiones sobre Las formas de la memoria, tema de conversación de los Eventos del Libro 2018 y algunas novedades para 2019.

La tercera y última Fiesta del Libro y la Cultura Comunitaria del año se realizará en el Parque Biblioteca José Horacio Betancur del corregimiento San Antonio de Prado, el próximo 15 de diciembre, un espacio que resalta por su entorno natural y campestre. Los asistentes podrán disfrutar de conversaciones, liberación de libros y talleres de promoción de lectura, escritura y oralidad.

La programación comenzará a las 2:00 p. m., con una conversación entre Yesica Prado, Juan Mosquera y Diego Aristizábal, donde se presentarán las principales reflexiones que se generaron este año en la expedición que se hizo a Las formas de la memoria, temática que se abordó en cada uno de los Eventos del Libro desde campos del conocimiento como la ciencia, la historia, las humanidades y las artes. Posteriormente, la escritora Zahira López hablará sobre su libro El cantor parrandero. Octavio Mesa,  a propósito de diciembre y la música parrandera, tradicional en esta época del año.

Para los amantes del teatro también habrá programación. El grupo Makerule Teatro, del mismo corregimiento, presentará su más reciente montaje, Yerma, obra teatral escrita por Federico García Lorca.

Quienes acudan a esta cita también disfrutarán de talleres de promoción de lectura, escritura y oralidad, desde las 2:00 hasta las 6:00 p.m., en la zona Jardín Lectura Viva. Estos talleres son: 

  • El sentido de las palabras. Palabras que se transforman y dan paso a la creación, taller realizado por Comfama, en el que se hará una exploración a las palabras con olor a mundo y sabor a cotidianidad.
  • La piel de la memoria, un taller realizado por Comfenalco que invitará a los participantes a explorar la memoria desde la literatura, los libros y la palabra.

Para Lina Botero Villa, secretaria de Cultura Ciudadana: 

“hacer esta última Fiesta del Libro y la Cultura Comunitaria en San Antonio de Prado, en el Parque Biblioteca José Horacio Betancur, un lugar que destaca por su entorno rural y campestre, será una oportunidad para seguir conectando territorios desde nuestro Sistema de Bibliotecas Públicas de Medellín y cerrar los Eventos del Libro en su edición 2018. Destaco además algo muy importante que ocurrió este año en los Eventos del Libro, y fue llevar la Fiesta a diferentes lugares de la ciudad, aportando desde la lectura, la escritura y la oralidad, a la construcción de cultura ciudadana, a que todos los días en nuestra ciudad, se conviertan como los días de la Fiesta del Libro y la Cultura”.

El Salón de Nuevas Lecturas, uno de los Proyectos Especiales de los Eventos del Libro, también llegará al Parque Biblioteca con dos talleres:

  • Técnicas de la voz escénica para colorear la narración. Taller de lectura en voz alta para mediadores de lectura. Este taller tiene cupo limitado y se realizará de 10:00 a. m. a 12:00 m. Las inscripciones pueden hacerse a través de fiestadellibroylacultura@medellincultura.gov.co.
  • Creaturas de la memoria, una experiencia para contemplar, descubrir y crear desde las nuevas lecturas. Un taller que se realizará como parte de la exposición interactiva del Salón de Nuevas Lecturas que se tuvo este año en la Fiesta y que comenzará su recorrido por la ciudad, justamente en el Parque Biblioteca de San Antonio de Prado. 

Como parte de la programación del Salón de Nuevas Lecturas también se realizará una conversación con Pablo Pérez de la corporación Altais sobre Cómo la literatura se vuelve viñetas, una conversación sobre el tránsito de las obras literarias al cómic.  

La principal novedad que se tendrá en esta Fiesta del Libro y la Cultura en el corazón de San Antonio de Prado será la liberación de cerca de 1.000 libros, gracias la estrategia Libros Libres de la Secretaría de Cultura Ciudadana. Esta será una oportunidad para que en tiempo de Navidad y aguinaldos, los asistentes puedan llevar a casa libros para compartir con sus familias, amigos y vecinos, buscando que ese sueño que se tiene desde los Eventos del Libro para que en Medellín se respiren libros por todas partes y el espíritu de los libros llene de esperanza la ciudad, se haga realidad con mayor intensidad en esta época del año.

Finalmente, esta Fiesta en el corazón de los barrios, terminará con un acontecimiento muy especial, el cumpleaños número 7 del Parque Biblioteca José Horacio Betancur, siete años construyendo comunidad, conectando territorios en el corregimiento San Antonio de Prado.

Sobre este encuentro, el director de los Eventos del Libro, Diego Aristizábal hace la siguiente invitación: 

“El 15 de diciembre nos vamos a reunir en San Antonio de Prado para cerrar el año de los Eventos del Libro. Vamos a hacer nuestra tercera Fiesta del Libro y la Cultura de Medellín en el corazón de los barrios. Allí, vamos a regalar Libros Libres, una estrategia que desde la Secretaría de Cultura Ciudadana hemos fortalecido año tras año con el fin de que la ciudad respire libros. Todos son bienvenidos, tendremos actividades de fomento de lectura, tendremos un espacio para dar las conclusiones de Las formas de la memoria, que fue nuestra temática de este año, y para hacer algunos anuncios importantes de lo que serán nuestros Eventos del Libro del año 2019. Todos bienvenidos, esperamos que nos puedan acompañar, que sigamos soñando que en Medellín los libros pueden cambiar las vidas de las personas”.

Este año la Secretaría de Cultura Ciudadana a través de los Eventos del Libro se propuso llevar la Fiesta del Libro y la Cultura a diferentes lugares de la ciudad, logrando así realizar 9 Charlas de la Tarde mensuales en lugares como: la Casa Amarilla de la Corporación Cultura Nuestra Gente en Aranjuez, el Museo de Antioquia, Ruta N, Doce de Octubre, El Salado en la Comuna 13, Mercado del Tranvía, Puente de Guayaquil, Parque del Periodista. Adicionalmente, se hicieron las Fiestas del Libro y la Cultura en el corazón de los barrios, la primera fue en el Parque Biblioteca Gabriel García Márquez del barrio Doce de Octubre, en el marco de la celebración de la Semana del Libro y el Idioma en abril; y la segunda fue en la Biblioteca Centro Occidental del barrio El Salado en la Comuna 13.

De esta manera, con la tercera Fiesta del Libro y la Cultura Comunitaria en el corazón de San Antonio de Prado, el próximo sábado 15 de diciembre, entre conversaciones, libros y las principales novedades de lo que serán los Eventos del Libro en 2019, cierra este año en el que se logró hacer de la Fiesta del Libro y la Cultura, una Fiesta eterna, que el ambiente festivo que genera este encuentro de ciudad, a través de la celebración de la palabra en sus diferentes formas y manifestaciones, se mantuviera.

 

Información para periodistas 

Jonatan A. Cuadros Rodríguez
Coordinador de Comunicaciones Eventos del Libro 
Celular 312 841 3552
comunicaciones1@fiestadellibroylacultura.com

read more
adminLa Fiesta del Libro y la Cultura en el corazón de San Antonio de Prado

Libros leídos, un tesoro por encontrar

Por admin en Diciembre 4, 2018 , No hay comentarios

Por: Daniela Gómez Tamayo

“Para ser librero de una librería de libros leídos se debe ser bibliófilo, para ser librero de una librería de libros nuevos, no”.
Juan Hincapié, librero de Los libros de Juan

El amor por los libros nace, principalmente y como casi todo, desde el hogar. Así nació la pasión de Juan Hincapié por los libros, viendo las bibliotecas de sus padres, tíos y abuelos, “hablar de la biblioteca era hablar de una parte común de la casa. Era un espacio para estar, visitar, recibir personas. Por eso, siente uno una familiaridad física y emocional con los libros y el espacio de los libros leídos”.

Decidir abrir una librería no es una decisión fácil de tomar, se debe tener una gran pasión y amor por los libros y además, según Juan, se requiere desapegarse de querer ganar dinero. Ahora, decidir abrir una librería de libros leídos es aún más complejo porque se requiere ser bibliófilo. “Yo veo la librería de libros leídos como una cotidianidad con el libro, que no lo vemos como un producto de negocio sino como un convivir. El libro nuevo no tiene el encanto del libro viejo leído, raro, curioso”.

Por eso tiene una conciencia sobre el valor que tiene cada libro, y no hablamos de un valor comercial, porque aunque su labor diaria es vender libros, él asegura que siempre busca que estos terminen en buenas manos. No permite que los libros queden en coleccionistas privados sino que busca que lleguen a salas patrimoniales, unos de sus principales clientes, siendo enfático en que hay una diferencia sustancial entre ser librero y ser comerciante de libros.

De las cosas que más valora Juan de su librería, donde hace las veces también de curador, es que están los libros de él, los de su gusto, un factor diferenciador de otras librerías de la ciudad. Los temas que no le gustan no los vende, porque considera que vender libros también implica una responsabilidad social sobre lo que se cuenta y lo que se lee.

Ese factor diferenciador le hace tributo al nombre de su librería, aunque en 2008, cuando abrió las puertas al público, el nombre que deseaba ponerle era El escaparate del bibliófilo, sin embargo su esposa lo hizo reflexionar, argumentando que este era un nombre difícil de recordar, así, por sugerencia de ella, surgió el nombre, Los libros de Juan, pues al fin y al cabo, en sus inicios la librería fue la extensión de su biblioteca personal.

 

Los libros más antiguos no los vende, los exhibe en vitrinas porque reconoce la importancia que tiene que las personas los vean y aprecien su valor patrimonial e histórico.

Entre los libros que exhibe en las vitrinas de su librería y los que ha llevado a la Fiesta del Libro y la Cultura, están: el primer libro que se publicó en Colombia, El cristo paciente, una primera edición de El origen de las cosas de Charles Darwin, una pre-edición de 100 años de soledad, los manuscritos de “El Cojo Benítez”, primer cronista de Medellín, El Index librorum prohibitorum o Índice de libros prohibidos por la Iglesia católica en el que aparece un colombiano, Rafael Uribe Uribe con su libro De cómo el liberalismo político colombiano no es pecado y muchas más reliquias que datan de 1500, 1600 y 1700.

Juan es un personaje muy conocido en el mundo del libro de Medellín, al igual que su amigo Luis Alberto, librero de Palinuro. Ambos se apoyan y hablan sobre el pasado, el hoy y el futuro de las librerías de libros leídos y su importancia en la ciudad. En estas librerías se encuentran patrimonios, historias y memorias no solo de Medellín sino del país.

Y es que como lo dice Neil Gaiman, creador de la serie de cómics The Sandman, “una ciudad no es una ciudad sin librerías”. Estas se vuelven un espacio cultural, de Historia e historias, de tertulias y aprendizajes. Un pequeño paso para acercar las personas a lectura, para que el libro esté presente en la vida de las personas.

Entrar por ejemplo a Los libros de Juan es encontrarse con una casa de nueve habitaciones llenas de libros. Es una recreación en gran tamaño de la biblioteca de un hogar en la que se encuentran paradojas –muy al estilo de Juan- como tener sobre la parrilla la literatura erótica, justo al lado de una colección de iglesias y de la teología.

Para los libreros de libros leídos cada día es magia, un descubrimiento. “Uno nunca sabe qué le va a llegar. Qué tesoro se va a encontrar. Por esa puerta qué va a entrar. Siempre es una sorpresa y una ansiedad cuando alguien te llama a decir que tiene una biblioteca o te llegan con una caja para revisar. Ese día, de verdad que no duermo”.

Escritores recomendados por Juan, entre voces nuevas y escritores para volver a leer:

● Gustavo Arango
● Luis Miguel Rivas
● Pablo Montoya
● Juan Diego Mejía
● Rubén Pérez
● Germán Espinosa

● Pilar Quintana
● María Cristina Restrepo
● María Cano
● Rocío Vélez de Piedrahita
● Elisa Mújica
● Soledad Acosta

Yo creo que la calidad de lectura de los jóvenes es buena, tienen buen criterio, buena selección pero tienen un problema, el espectro de lectura es muy pequeño, se quedaron con Cortázar, Borges, Dostoievski…, no se atreven a leer la nueva literatura colombiana. Por ejemplo, la generación García Márquez mató muchos escritores. Quedaron en su sombra. Hay una gran cantidad de escritores colombianos de gran calidad, olvidados, no leídos.  Que se atrevan a leer más, no solo a los consagrados porque hoy en día, también se está creando una sombra detrás de algunos escritores”.

read more
adminLibros leídos, un tesoro por encontrar

Ser femenino no es color de rosa, la Charla de la Tarde de octubre

Por admin en Octubre 23, 2018 , No hay comentarios

• Los Eventos del Libro continúan llevando las Charlas de la Tarde a museos, casas de la cultura, bibliotecas y otros espacios de Medellín, para que la ciudadanía se conecte con Las formas de la memoria, tema de este año.


• El miércoles 24 de octubre la invitación es a participar en la octava Charla de la Tarde de 2018, llamada Ser femenino no es color de rosa, en el Parque del Periodista, a las 6:00 p. m., con ingreso libre.

El Parque del Periodista será el escenario para la Charla de la Tarde de este mes, que se realizará el próximo 24 de octubre, a las 6:00 de la tarde, con un tema actual, necesario y que abre un mundo de posibilidades: Ser femenino no es color de rosa, con Safari y Marta Restrepo, quienes conversarán con el director de Universo Centro, Juan Fernando Ospina.

Safari, quien ha luchado por hacer visibles los asuntos de género en el Centro de Medellín, manifiesta que es importante reconocer los pasos que se han dado y que no se olvide “lo vivido para no repetirlo. Es decir, hubo un pasado, una lucha, dentro de nuestro movimiento que es fundamental para este presente, para tener un referente”.  

Marta Restrepo, en sus propias palabras, es “activista feminista, de formación trabajadora social y por deformación militante de la política y de la libertad. Llevo 25 años comprometida en la lucha feminista y, en ella, con la memoria de las mujeres, negras, urbanas y populares que la anteceden”.

Sobre la temática que será eje de este diálogo, agrega que “más allá de las identidades, está la necesidad de articular la multiplicidad de sentidos de la vida y la libertad que compartimos”.

La anterior Charla de la Tarde mensual se realizó en el marco del lanzamiento de la 12.ª Fiesta del Libro y la Cultura, el 16 de agosto, en el Puente de Guayaquil, y se denominó Historias que nacen en las riberas y navegan de sur a norte. La orientaron Luis Fernando González, arquitecto y profesor de la Universidad Nacional de Colombia; y Jorge Vásquez, economista, escritor y poeta.  

En julio, Ramiro Delgado, docente del Departamento de Antropología de la Universidad de Antioquia y director del Laboratorio de Comidas y Culturas; y Juan Pablo Tettay, periodista gastronómico del periódico Vivir en El Poblado, se reunieron alrededor del tema Sabores, memoria y antropología: relatos desde la cocina, en el Mercado del Tranvía, en Buenos Aires.

Y es que, desde febrero, los Eventos del Libro han llevado las Charlas de la Tarde, una de las franjas más queridas y reconocidas de la Fiesta del Libro y la Cultura, por diversos sectores de la ciudad, como Aranjuez, Doce de Octubre, la Comuna 13 y el Centro de Medellín, como una propuesta itinerante para desarrollar, desde varios ángulos, con la ayuda de académicos, artistas y escritores, el tema de este año: Las formas de la memoria.   

Las Charlas de la Tarde, hacen que la Fiesta del Libro y la Cultura, un encuentro ciudadano organizado por la Secretaría de Cultura Ciudadana de la Alcaldía de Medellín, perdure todo el año y llegue al corazón de la ciudad, sus barrios.   

Información para periodistas 

Paola A. Cardona Tobón
Jefa de Prensa Eventos del Libro 
Celular 318 311 3147 
prensa@fiestadellibroylacultura.com

Jonatan A. Cuadros Rodríguez
Coordinador de Comunicaciones Eventos del Libro 
Celular 312 841 3552
comunicaciones1@fiestadellibroylacultura.com

read more
adminSer femenino no es color de rosa, la Charla de la Tarde de octubre

La escritura detrás del miedo, la nostalgia y el dolor

Por admin en Octubre 22, 2018 , No hay comentarios

martha-sanz1

Describir el dolor como una garrapata aferrada al cuerpo y no como otra cosa, fue lo único que le llegó a la mente a la escritora española Marta Sanz a la hora de describir al doctor el dolor que sentía entre su cuello y su hombro, un dolor que retrató en su obra Clavícula.

La escritora Gloria Susana Esquivel, autora de Animales del fin del mundo, utilizó, de una forma similar, animales como un medio para desplegar la realidad de su novela, la realidad de una niña de seis años que intenta crecer en el entorno que planteaban los violentos años ochenta en Colombia. La presencia de los animales, explicó, fue necesaria en el momento de darle al lector una manera apropiada de entender el contexto social en el que crecía.

Ambas escritoras intercambiaron anécdotas y pensamientos en la Charla de la Tarde De garrapatas y otros animales de ficción. La mirada femenina sobre el miedo, la nostalgia y el dolor, en la que conversaron con Esteban Duperly, en el marco de la 12ª Fiesta del Libro y la Cultura de Medellín, y en la que temas como la creatividad, el miedo y la memoria cobraron protagonismo.

Marta Sanz, doctora en Literatura Contemporánea y también profesora, habló sobre el miedo y de cómo este se relaciona con la vida del individuo constantemente. Para ella, este tiene tres vertientes muy claras, que ella misma ha logrado retratar en sus obras: la primera es el miedo a la conciencia política o a lo que la gente teme y que afecta su situación; el miedo a lo siniestro en lo familiar, como ese temor a encontrar lo macabro y extraño en lo conocido o considerado normal; y el miedo en la forma humorística, como una resistencia a la realidad. “Implantamos un miedo gracioso en cosas sencillas para no atemorizarnos de cosas más grandes”, agregó Sanz.

Sobre este mismo asunto, la escritora Gloria Susana Esquivel, literata de la Universidad de Los Andes, relató que, en su caso, el miedo es una proyección de la imaginación. En Animales del fin del mundo, Inés, su protagonista, utiliza su imaginación para asociar su realidad con animales y así llenar los huecos de su memoria. “Es por eso por lo que le tiene miedo al Lobo, quien realmente es un hombre malo que ella no recuerda como tal”, explicó. Y complementó que una “animalización” de los personajes se plantea como una forma satírica muy eficiente.

La imposibilidad de nombrar aquello que duele justifica también el uso de las metáforas en las obras de ambas escritoras, pues como afirmó Marta Sanz, finalmente, todos los escritores intentan “dar un lenguaje al dolor”.  

read more
adminLa escritura detrás del miedo, la nostalgia y el dolor

El Tren de la Cultura rueda por Medellín con el Nadaísmo a bordo

Por admin en Octubre 11, 2018 , No hay comentarios

• Desde el 7 de septiembre, en el marco de la 12.ª Fiesta del Libro y la Cultura, un tren del Metro de Medellín circula con una exposición viajera que rinde homenaje a los 60 años del Nadaísmo.

• Pensamientos y fotografías de los principales representantes de este movimiento hacen parte de la muestra.

• El Tren de la Cultura rodará hasta diciembre, como una oportunidad para seguir conversando sobre Las formas de la memoria, tema de los Eventos del Libro 2018.

 

Desde Niquía hasta La Estrella, el Tren de la Cultura sigue recorriendo el Valle de Aburrá con una exposición viajera que rinde homenaje a los 60 años del Nadaísmo.

La muestra, que reúne textos y fotografías de los autores que pertenecieron a ese movimiento cultural y literario, es vista cada día por los miles de usuarios que viajan en el Sistema Metro.

Desde el 7 de septiembre, día en el que se inauguró la 12.ª Fiesta del Libro y la Cultura, este Tren, consagrado al poder de las palabras, rueda por la ciudad, fortaleciendo la promoción de la lectura entre los pasajeros y resaltando la importancia de una generación de artistas cruciales para la historia cultural del país.

El Nadaísmo surgió en Medellín en 1958 como un movimiento literario y cultural que buscaba revolucionar las costumbres y tradiciones de una sociedad conservadora, cuyos principios morales y religiosos fueron cuestionados desde la poesía y otros géneros como el cuento, la crónica y el ensayo.

Gonzalo Arango, Eduardo Escobar, Jaime Jaramillo Escobar, Jotamario Arbeláez, Amílcar Osorio, entre otros, crearon todo un manifiesto ideológico y artístico que enaltece la libertad, la rebeldía y el amor. Fragmentos de ese pensamiento hacen parte de la exposición que viaja en los horarios habituales del servicio de transporte y estará circulando hasta el mes de diciembre.

“Lo que queremos es un mundo sin represiones y sin venganza, donde se pueda respirar sin remordimientos”.

Esta es una de las frases que definen la línea de pensamiento de los nadaístas. Fue escrita por Eduardo Escobar y hace parte de los fragmentos de esta exposición viajera.

El material fue curado por Carlos Uribe, de Gestión y Curaduría de Contenidos Patrimoniales Sala Antioquia, de la Biblioteca Pública Piloto, cuya colección fue una de las fuentes más importantes para consolidar la muestra. La Corporación Fernando González-Otraparte también aportó parte de la documentación; además, escritores como Eduardo Escobar y las familias de los integrantes del Nadaísmo brindaron acceso a sus archivos personales.

Según Uribe, se están divulgando contenidos

“que son de todos y que son literatura viva, porque están circulando permanentemente. Esa generación que irrumpió en los años sesenta, seguramente, va a tener una relectura por parte de las nuevas generaciones y de ciudadanos que no la conocieron”.

 

Espíritu vivo

El equipo de diseño de los Eventos del Libro de la Secretaría de Cultura Ciudadana propuso un montaje moderno que combina ilustración, collage y tipografías que conservan el espíritu rebelde y juvenil del movimiento. Un espíritu que se resume muy bien en estas palabras de Gonzalo Arango: “Porque no es el combate el que hace de nosotros artistas, sino el arte lo que nos obliga a ser combatientes”.

Diego Aristizábal, director de los Eventos del Libro, comentó que el Tren de la Cultura “es una exposición maravillosa de un movimiento aún vigente, un movimiento que en el momento fue rebelde, que zarandeó a la sociedad, pero cuyo mensaje aún sigue vivo, porque es una manera de pensar distinto, de no conformarse ante las cosas que pasan”.

Juan Correa, jefe de Gestión Social del Metro de Medellín, resaltó que el Tren de la Cultura es un escenario fundamental para exposiciones que visten sus vagones con diferentes manifestaciones artísticas. Esta vez, gracias a la unión de entidades, se logra

“que muchas personas conozcan sobre un movimiento que, sin duda alguna, ha marcado nuestra sociedad (…) Quisimos darle toda la fuerza para poder, de una manera importante, hacerles un reconocimiento a sus grandes exponentes”.

Como parte de las estrategias de la Fiesta del Libro y la Cultura de Medellín, de la Secretaría de Cultura Ciudadana, se promovió esta muestra que cada año marca el inicio de una actividad que dura diez días pero que permanece en la memoria de la ciudad.

De hecho, para Diego Aristizábal, el Tren de la Cultura con el Nadaísmo es una prolongación de la Fiesta:

“Siempre se ha querido que la Fiesta sea una fiesta eterna. Que a pesar de que termine después de diez días, siga rondando en las cabezas. Creo que el hecho de que el Tren de la Cultura, con los 60 años del Nadaísmo, esté todavía circulando es una manera de evocar lo que cada uno lleva en su memoria de esos días vividos. También, es el pretexto para seguir creyendo que la literatura puede llevarse y sentirse en cosas muy sutiles como estar sentado y regocijarse observando una ilustración o una frase. Es una manera de que la Fiesta siga viva, de que tengamos exposiciones abiertas, versátiles, bellas, para seguir creyendo que la lectura nos puede hacer sentir muchas cosas en un corto trayecto”.

Información para periodistas

Paola A. Cardona Tobón
Jefa de Prensa Eventos del Libro
Celular 318 311 3147
prensa@fiestadellibroylacultura.com

Jonatan A. Cuadros Rodríguez
Coordinador Comunicaciones Eventos del Libro
Celular 312 841 3552
comunicaciones1@fiestadellibroylacultura.com

read more
adminEl Tren de la Cultura rueda por Medellín con el Nadaísmo a bordo

Hinojosa, un personaje entrañable

Por admin en Octubre 9, 2018 , No hay comentarios
Francisco Hinojosa

Francisco Hinojosa

Juan Pablo Patiño

 

El Salón Restrepo del Jardín Botánico de Medellín se convirtió aquel día de septiembre en una especie de aula de clase. La presencia de profesores, niños y padres de familia parecía indicar que se acercaba, quizá, la inevitable entrega de los boletines académicos. Lo raro de esta historia es que en el ambiente no había tensión; por el contrario, todos estaban felices. ¿Sería que estos muchachos se habían portado bien?, ¿ninguno reprobó materias?, ¿no habría necesidad, entonces, de aplicar el Manual para corregir a niños malcriados?

El panorama se aclaró cuando al recinto entró un hombre delgado y de caminar lento. Ahora se podía entender todo. La figura correspondía a Francisco Hinojosa, mexicano, creador de tantos seres que se han quedado en la memoria de los niños y de otros que, ya adultos, siguen sus relatos. Él fue el invitado de honor a la charla Personajes entrañables de la literatura infantil, del pasado 11 de septiembre, en el marco de la 12.ª  Fiesta del Libro y la Cultura de Medellín.

Francisco Hinojosa abrazó a sus pequeños lectores y les firmó sus libros. De pronto se encontró con un ejemplar de La peor señora del mundo, con cuatrocientas mil copias vendidas, lo tomó en sus manos y se dirigió al público con gracia: “¡Quién lo creería! Está inspirado en mi vecina”.

Los asistentes hicieron silencio para escuchar al hombre de esos cuentos extraordinarios. La primera pregunta de Lina Pulgarín, encargada de moderar la conversación, fue sobre los personajes que acompañaron a Hinojosa en sus viajes literarios de la infancia. El autor respondió que “de niño no leía nada de nada” y agregó que sus inicios en el mágico mundo de las letras fue tardío: “Llegué a un café y un par de amigos estaban escribiendo, me pareció curioso y les pregunté que si yo también podía, me respondieron que sí y desde entonces no he dejado de hacerlo”.

Los comienzos de Hinojosa como escritor fueron en la poesía y los libros de viajes. Su primera obra infantil fue La vieja que comía gente, de 1981. Aseguró que estuvo a punto de renunciar a este tipo de literatura, pero que una de las cosas que lo impulsó fue la Medellín de los años ochenta y noventa, “esta ciudad me marcó mucho para continuar escribiendo mis libros. En ese entonces había mucha violencia, no solo social, también familiar. Los rostros de esos pequeños de los barrios marginales que veían la literatura como un aliciente fue lo que me convenció. Escribir es generar paz. Me alegra que hoy la ciudad esté tan diferente”.

Después de escribir 57 libros, Hinojosa anunció que a sus 64 años será “rockstart”, pues desde principios de septiembre incursionó en el teatro, aunque se le olvidan sus diálogos, y en la música, como miembro de la Orquesta Basura.

Aseguró que “juego, risa y humor” son las palabras que lo definen y que cuando le preguntan cuánto se tarda en escribir un libro dice: “Entre cinco horas y catorce años, ese es el promedio. Hay cuentos que los escribo en muy poco tiempo y otros en los que me tardo un ratito más”.

Francisco Hinojosa, el que cree que “la memoria tiene aroma a café, a café colombiano”, compartió, a veces con voz pausada, sus anécdotas.

Y, al finalizar la charla, Fabián Puerta se le acercó al autor para manifestarle: “Maestro, yo lo leía a usted de niño y hoy quiero presentarle a mi hija, ahora es ella quien lo lee a usted”.

read more
adminHinojosa, un personaje entrañable